Home Neosalud Tecnólogos argentinos desarrollaron un sistema para hacer monitoreo remoto de pacientes de...

Tecnólogos argentinos desarrollaron un sistema para hacer monitoreo remoto de pacientes de coronavirus

401
Monitoreo de pacientes leves
Como hacer seguimiento de la salud de pacientes leves a distancia..

La solución está destinada a los enfermos leves que tienen que cumplir con internación domiciliaria. Los médicos podrán seguirlos a distancia.

(Por Enrique Garabetyan) Un equipo de profesionales, investigadores y emprendedores argentinos está terminando de poner a punto un sistema de monitoreo médico remoto que puede ser aplicado a pacientes diagnosticados con Covid-19, mientras esperamos la llegada de una vacuna. Cuando los afectados por coronavirus tienen síntomas leves y deben transitar la enfermedad en aislamiento hogareño, emplear esta tecnología facilitaría hacerles un seguimiento y detectar, en forma precoz, si el contagiado empeora. En esos casos el sistema inteligente dispara una alerta y los médicos pueden determinar con rapidez si es necesario una visita personal al domicilio o enviar una ambulancia para trasladarlo al hospital.

“Nuestra compañía diseña y fabrica equipos que se usan en universidades de todo el mundo para hacer investigación y algunos se pueden manipular y supervisar a través de Internet: lo llamamos “un laboratorio en la Nube””, contó Sergio Simonetta, doctor en biología y ex-investigador del Conicet, que se retiró de la carrera para fundar Phylumtech. “Cuando apareció la pandemia nos pusimos a pensar si nuestra experiencia en tecnología remota podía ayudar y descubrimos que no había una opción disponible para monitorear personas diagnosticadas con Covid-19, ya sea asintomáticos o con sintomatología leve que deben cumplir aislamiento en su hogar”. Hasta ahora, el protocolo indica que un médico debería hacerles seguimientos diarios, ver como evolucionan y determinar si -eventualmente- necesitan derivación a un centro médico.

Justamente, para determinar como pueden evolucionar estos pacientes hay un par de indicadores claves que dan pistas. Uno es la fiebre y el otro la cantidad de oxígeno en sangre que se mide con un oxímetro. Y si una persona tiene baja saturación puede ser un indicio para una internación. “En su casa todo el mundo dispone de un termómetro, pero no de un oxímetro, detalló la doctora Ingrid Briggiler, ginecóloga y fundadora de la compañía de telemedicina “Llamando al Doctor”, que se asoció con Phylumtech para las pruebas y futuro uso de este dispositivo.

Para tener una solución económica cada kit no debería costar más de $3500

“El paciente solo debe colocarse el equipo dos o tres veces por día, durante un par de minutos, según le indiquen, y en forma automática se toman esos parámetros y son enviados por Internet o por una línea de teléfono celular a una central de monitoreo, supervisada por nuestros médicos. Si algún dato se sale de los números esperados, el sistema lo detecta, dispara una alarma y el profesional revisa que pasa, puede llamar al paciente o, incluso -si es necesario-, avisar a urgencias y enviar una ambulancia al domicilio”, agregó la experta que se dedica a desarrollar servicios de telemedicina desde 2016.

Según Simonetta, “para poder tener una solución económica -queremos que cada kit no supere los $3500 de costo- lo armamos usando tecnología open source, y con sensores no invasivos, usamos una placa de hardware Arduino que incluye un módulo de conexión WiFi e hicimos una aplicación Web que muestran en forma gráfica la evolución del paciente”.

Actualmente el equipo, que está en proceso de homologación por entidades como INTI y Anmat, suma un pulsioxímetro de dedo, que mide la saturometría y la frecuencia cardíaca; una mascarilla con sensor de CO2, para determinar la frecuencia respiratoria; y un sensor de temperatura corporal periférica. Funciona con pilas comunes y realiza las mediciones en un par de minutos.

Mientras que ahora esta solución puede ayudar a manejar la emergencia del coronavirus, este tipo de dispositivos de telemedicina son prometedores: “es algo nuevo el mundo, pero está creciendo”, explicó Briggiler. Y aseguró que “en el mediano plazo, estos equipos van a ser algo tan común como hoy los termómetros, que están disponibles en cualquier casa. La razón es que -en muchos casos- recogen información que puede evitar concurrir a una guardia o consultorio por temas menores: desde renovar la receta de un paciente crónico, a chequear los resultados de análisis de rutina o -incluso- resolver consultas pediátricas de baja complejidad”.

La seguridad de los datos

“Un aspecto importante que tuvimos en cuenta para diseñar la solución de telemedicina fue el cuidado de la privacidad y la seguridad de los datos recogicos”, dijo Adrián Lasso, vicepresidente de la compañía Baufest y responsable del desarrollo de software que soporta el monitor remoto. “En cuanto a la privacidad, decidimos que la información de la persona no se almacene sino que sólo se muestre la identificación de cada dispositivo.

En caso que los equipos sean usados por instituciones medicas, es posible vincularlos con sus propios sistemas de atención de pacientes para que los datos y parámetros personales de cada persona sólo puedan ser accedidos por los médicos o el personal de salud debidamente autorizados y así poder preservar la privacidad de esa data sensible”. Según el experto, al escribir el software usamos las mejores prácticas para asegurar tanto la transmisión como el almacenamiento de toda la información delicada relacionada con cada usuario”.