Home Destacada Cáncer de mama en Argentina: un panorama preocupante

Cáncer de mama en Argentina: un panorama preocupante

639
La Organización Mundial de la Salud (OMS) indica que el cáncer de mama es el tipo de cáncer más frecuente en todo el mundo.
La Organización Mundial de la Salud (OMS) indica que el cáncer de mama es el tipo de cáncer más frecuente en todo el mundo.

Cada año se registran en Argentina unos 21.500 casos de cáncer de mama. Es, según la epidemiología, es el más frecuente en mujeres y representa 1 de cada 3 diagnósticos oncológicos.

La medicina ha investigado largo y tendido sobre este tema y es una enfermedad que, diagnosticada y tratada a tiempo, viene reduciendo sus cifras de mortalidad de forma contundente: a tal punto que en 9 de cada 10 casos se considere una alta posibilidad de cura.

De hecho, en la mayoría de los países de ingresos altos y medios en los últimos la tasa de mortalidad se ha reducido en forma acorde a la alta inversión de la salud pública en este tema. Pero no en Argentina.

Según los expertos, en Argentina el panorama del cáncer de mama sigue siendo una asignatura pendiente. Esa es la principal conclusión de un estudio presentado recientemente por el experto en salud pública Raúl Torres. Este médico, director del prestigioso instituto Isalud, explicó en un evento auspiciado por los laboratorios Roche y Novartis, que persisten numerosos problemas de acceso.

De acuerdo al estudio “Situación actual del Diagnóstico y Tratamiento del Cáncer de Mama en Argentina” realizado por un equipo de la Universidad iSalud en 2020, las mujeres diagnosticadas de cáncer de mama en estadio avanzado en el sector público duplican al sector privado. Las razones se dividen en barreras estructurales, socioculturales, personales y financieras que dificultan el acceso oportuno a la atención de su salud.

Detalles

Según Torres, “entre las principales causas de descubrir estadios avanzados de cáncer en la primera consulta, el 60% estaban asociadas a la falta de cultura del cuidado de la propia salud vinculada directamente con una cuestión de género, obligaciones familiares y laborales, el temor por pérdida de ingresos por ausencia laboral, falta de turnos, desconocimiento del autoexamen mamario, mitos, prejuicios e ideas erróneas sobre el tratamiento, temor al diagnóstico, demoras para la atención y el acceso a tratamientos, y escasez de medicamentos, entre otros”.

Se llega tarde a la detección por diversos problemas entre ellos una significativa diferencia en relación con la amplitud de los tratamientos disponibles -sobre todo en líneas de tratamiento avanzadas-, en un sistema de salud público donde el 70% de las mujeres con cáncer de mama sufrió interrupciones de más de 3 semanas en el suministro de drogas, en contraposición al 11% del sistema privado, cuando la continuidad del tratamiento es clave para su eficacia.

¿Esto significa que no se gasta lo suficiente? “No”, es la respuesta. “Se gasta mucho en estos temas en Argentina pero ¿estamos gastando bien? ¿Con las políticas adecuadas para hacerle frente a este problema?, cuestionó el experto que propuso una mayor y mejor atención en las políticas de atención primaria a la salud.

“El cáncer de mama es un desafío complejo y multidimensional que requiere una respuesta integral de un conjunto de actores trabajando juntos con un mismo compromiso”, concluyó Torres. “Se vuelve urgente la necesidad de contar con políticas públicas enfocadas en promover la detección precoz y asegurar el acceso a diagnósticos y tratamientos oportunos y efectivos”, sostuvo el especialista.

Iniciativa

En el evento conjunto realizado por ambas compañías se lanzó una iniciativa original: “Hoy anunciamos conjuntamente a toda nuestra comunidad que cada colaborador en nuestras compañías contará con un día laboral libre para realizar sus controles de salud anuales”, anunció Monique Clúa Braun, gerente general de Novartis Oncología. “Son muchas las iniciativas que pueden promoverse y están al alcance para generar mayor acceso a la salud, elegimos esta posibilidad porque es una acción concreta que beneficia a todos, especialmente a las mujeres en nuestras organizaciones”, detalló la ejecutiva.

“En el caso de cáncer de mama, la perspectiva de género es vital para reconocer las barreras que enfrentan las mujeres a la hora de realizar un diagnóstico o iniciar un tratamiento, y creemos que es necesario hacer un cambio inmediato, por eso como pares, damos el primer paso e invitamos a otras compañías y organizaciones a sumarse a esta iniciativa”, finalizó su par Lorice Scalise, Gerente General de Roche Farma Argentina.

Enrique Garabetyan